Páginas vistas la semana pasada

domingo, 8 de agosto de 2010

La representación de la sirena falsa

Caminar por las calles de Tampico, Tamaulipas, es muy relajante, me encanta recorrer esta hermosa ciudad evitando a la gente, con sus modos característicos, con sus olores interesantes y sus miradas furtivas, suele ser algo entretenido ver tantos personajes clásicos.

El mayor atractivo turístico de Tampico es su playa; curioso, ya que no esta en su territorio sino en la ciudad de Madero, Tamaulipas.

En uno de mis constantes viajes a la playa encontre una especie de estatua tallada en piedra, que sobresalía en la arena. Después de desenterrarla por completo la llevé hacia mi casa con la esperanza de darle un buen hogar.

El ídolo que representaba era muy peculiar, semejaba a la figura de una cucaracha pero que terminaba con tentaculos, después de una buena lavada por fin descubrí una inscripción en ella. "A Deo Rex, A Rege Lex".

Al principio, pensé que la estatua era de algún artista que la había tirado por error o resultado de haber ganado un premio, pero la verdad detrás de la estatua hizo que se me sacudieran las mismas entrañas de mi ser.

Me lleve la estatua a la casa y a los días la perdí, uno de mis sobrinos la encontro después hurgando entre mis cosas, estaba algo corroída y pense que tal vez uno de los tantos negocios que pulían trofeos lograría repararla. Con la estatua en mano me dirigí hacia el centro, en el camino un anciano muy amable empezo a platicar conmigo, la plática al principio fue tediosa hasta que se abordo el tema de mi estatua.

-Es una estatua muy extraña esa que tienes ahí, conoces algo acerca de ella-

El anciano miro con detenimiento la estatua, después de unos instantes, me la arrebató.

Este ídolo es muy interesante, estoy más que seguro que no sabes su historia. Este ídolo es una fiel representación perteneciente a la mitología de la agrupación religiosa "Templo de luz y gloria espiritual" ubicada en numerosas partes de la república mexicana. Su representante era un americano, un escritor de novelas de ciencia ficción que nunca gustaron al público, que en una de sus constantes observacion al cielo, ubico una anomalía cósmica que se precipitaba hacia la tierra. Al calcular la caída del astro, se apresuró a su encuentro. De este suceso, conoció a un humanoide que hablaba hungaro y le contó sobre la caída de la sociedad como la conocemos, sobre las leyes físicas y naturales que rigen a nuestro planeta y como prepararse ante la gran colisión entre nuestro mundo y un astro que se acercaba a gran velocidad, que lamentablemente elminaría la mayor parte de los seres humanos.

El humanoide se desintegró y le dejo al americano una guía, una serie de documentos que lo ayudarían en su gran tarea de prevenir a la humanidad sobre este fenómeno y como guiarlos a una paz mundial.

La pregunta obligada: que tiene que ver esta explicación con la estatua.

En sus conferencias, hablaba sobre antiguos seres que habitaban el mundo subacuatico, en la mítica ciudad de la atlantida.

-Así es, entre los documentos que le dejo el humanoide destacaban un mapa sobre la posible localización de esta ciudad perdida, como alterar las leyes de la física en nuestro planeta y manipularlas a nuestro antojo, lo cuál coqueteaba con la idea de crear vehículos que levitarán, así como un mar de fantasías más-

-Era una secta muy interesante, proponía leyes muy románticas, como la posibilidad de incrementar tus bienes sin donar dinero, solo con tu fe y un modelo económico que aseguraba en el futuro era un éxito, la prevención del sida y el cancér mediante rocas del espacio exterior y la posibilidad de manipular a los seres humanos desde el feto para así crear una raza superior que sustituya a las cruzas mediocres que existen hoy en día-

Se le atraía a las personas mediante turistas muy simpáticas, así los invitaban a escuchar la palabra del representante de nuestros verdaderos dioses, los señores infinitos del espacio exterior, verdaderos creadores de la raza humana.

Reunió una buena cantidad de seguidores durante los años 70, las drogas, los alucines, la promesa de una vida próspera y un futuro brillante era un aliciente muy poderoso. Pero no todo fue siempre felicidad.

Se mandaron crear figuras de los seres que iban a ayudarlos en su busqueda de la felicidad, de su supervivencia ante la gran catastrofe, entre ellos, se creo a Bilmoghout, el ser que vive en lo profundo de la tierra, la posible personificación del diablo cristiano. Xhilbabuth, el ser que posee el control de todas las aves y por lo tanto vigila la tierra desde el cielo. Yagwomuth, el ser representante de los volcanes y quien junto con Bilmoghout buscan el equilibrio de la tierra oscilando las temperaturas. Por ultimo Barrepretoriaxs, el amo y señor de las profundidades del mar, protector soberano y representante universal de la tierra, rey de la atlantida. Actualmente estas figuras no existen, fueron quemadas y destruidas por verdaderos cristianos.

Su secta empezó a expandirse, su representante alegaba poseer un secreto que revelar al mundo, un próposito muy noble, una épica noticia a la humanidad. Pero un día, cuándo se anunciaba su llegada a Tampico, todo acabo. Se desconoce que fue del americano, pero las teorías dictan que fue silenciado por autoridades católicas especializadas, si su mensaje era real, a la autoridad eclesiástica le interesba conocerlo. Aunque, no es algo fidedigno, lo más probable es que haya sido asesinado por el crimen organizado, por fanáticos religiosos o por su misma gente que bien pudo haber vendido esos documentos a coleccionistas privados.

La estatua que encontraste puede que sea la última que queda, es la representación de uno de los habitantes de la atlantida, lo que llamamos una sirena.

Existen coleccionistas que pagarían buena cantidad por este ídolo. Con desconcierto y embelesado en su historia le conteste de manera nerviosa, iba a ir a que lo pulieran y le quitaran el paso del tiempo, el anciano lo envolvió en un pañuelo y dirigió su mano a su cartera, saco mil pesos y me los obsequio. Pase lo que pase, no le comentes a nadie de esto, una vez que pasen 5 años a partir de ahora entonces no habrá problema, pero por ahora solo gasta tu dinero y olvidate de esto.

Dicho esto, el anciano se bajo y se perdió entre la gente de Tampico, confundiendosé entre la multitud. Me quedé en el autobus hasta la terminal y volví a abordarlo, rumbo a mi casa algo no me quedo claro, la historia era inconsistente, un americano creando una secta en base a mitología alíenigena, engañando a gente de México, mmmhh, al parecer, la historia si podría tener una base real.

Después de esto volví a la playa y encontré dos estatuas más, estás estaban envueltas en un pedazo de cuero. No volví a saber de ese anciano, hasta años después, cuándo por accidente, me invito a su funeral.

1 comentario:

Piedra dijo...

Una secta muy a lo New-Age.

Una historia demasiado familiar cuando conoces unas cuantas. (la que contaba la secta)

 
Licencia de Creative Commons
Los Relatos de un Viajero Sobrenatural by Jesús Rocha Viajero de lo sobrenatural is licensed under a Creative Commons Attribution-NonCommercial-NoDerivs 3.0 Unported License.
Based on a work at losrelatosdeunviajerosobrenatural.blogspot.com.
Permissions beyond the scope of this license may be available at http://losrelatosdeunviajerosobrenatural.blogspot.com/.